¿Cómo hacer unos estupendos cafés americanos?

Cafés americanos en cafeteras sin cables

Cómo se hacen los cafés americanos.

Pregunta sencilla con una respuesta más compleja.
 
Quizá te sorprenda saber que llamamos cafés americanos a dos tipos de cafés totalmente diferentes en cuanto a la forma de extraer el café y a la cafetera utilizada.

Un poco de historia sobre el Café Americano.

 
La forma tradicional de tomar el café en los Estados Unidos es haciendo un café filtrado, claro está, en cafetera de filtro. 
 
Y ya principios mediados del siglo XX era la forma en que se tomaba café por esos lares.
 
Seguro que conoces que se libró una enorme guerra por los años 40 del siglo pasado, sí, la II Guerra Mundial.
 
Enfrentó a Media Europa con la otra media y que con la participación de Japón y EE.UU acabó siendo una guerra mundial.
 
Seguro que te estas preguntando:
 
¿Qué tiene que ver la Segunda Guerra Mundial con esta historia de cómo se prepara un café americano?
 
En la II Guerra Mundial acabaron participando los EEUU, y cientos de miles de soldados norteamericanos llegaron a Europa en general, y a Italia en particular.
 
Y en Italia, como no podía ser de otra forma, esto soldados querían tomar un café.
 
Pero no les convencía ni el tamaño ni el sabor de los cafés expreso que encontraron en Italia.
 
A los soldados americanos el café expreso les parecía excesivamente fuerte y muy pequeño.
 
Estaban acostumbrados a grandes taza de café filtrados más suaves y aromáticos que los café expreso que servían en la cafetería italiana.
 
Los italianos se negaban a renunciar a su máquina de expreso, faltaría más.
 
Pero no querían renunciar al negocio y dieron con una ingeniosa solución para hacer un café americano con cafetera expreso.
 
Esa  invención esta que lleva a que en la actualidad cuando pides un café americano, al menos en en todo el Sur de Europa, te puedan servir dos cafés diferentes por su elaboración y extracción.

Existen dos formas de preparar un café americano dependiendo con que tipo de cafetera trabajamos.

  • Café americano de Filtro.
  • Café americano en cafetera expreso.

Cafetera V6O de Hario - Café americano de filtro

 

¿Cómo se hace un café americano de filtro?

Las percolación que es como se conoce técnicamente al proceso se perfeciono en la Alemania de Principios del Siglo XX y que permite extraer café con un filtro y la acción de la fuerza de la gravedad.
 
Hoy es el método mayoritariamente utilizado en amplias zonas del planeta incluidas el Norte de Europa y de America.

Para hacer unos cafés americanos con filtro vamos a necesitar:

  • Café Molido con un grado de molienda medio.
  • Granos de café con tostados suaves o medios dan mejores resultados con estos cafés de filtro.
  • Agua caliente.
  • Y una cafetera de filtro.
Cómo veis los requerimientos no son complicados.
 

Pero si quiero hacer hincapié en un par de cuestiones relacionadas con el café cuando vas ha hacer unos cafés americanos de filtro

 
El grado de molienda debe de ser medio en caso contrario tendrás problemas:
  • Si es fino, como suelen serlo los cafés molidos que encontramos en supermercado en muchas ocasiones, están pensados para cafeteras italianas, el café saldrá demasiado amargo.
  • Si por el contrario el café es demasiado grueso, el agua pasará muy rápido por el café, y la extracción será incorrecta, quedará sub-extraido, no conseguirás sacar todo el aroma y sabor al café.
El agua es un elemento esencial en la taza de café, así que sí queremos un buen café de filtro elijamos una buena agua que no aporte aromas o sabores no deseados a nuestro café.
Agua minerales embotelladas, o aguas de manantiales o fuentes no alcalinas, si es que tienes la suerte de tener una cerca, aguas filtradas, serán las más adecuadas.

 

Y ahora llega el momento de seleccionar la cafetera con la que hacer nuestro café de filtro.

 
El café americano se puede hacer en cafetera eléctrica o con una cafetera sin cables tipo Chemex y/o Hario V60 o similar.

 

¿Cómo se hace un buen café de filtro en cafetera eléctrica?

  • Precalienta la jarra con agua caliente antes de hacer el café.
  • Una vez la jarra este caliente, pones el filtro en la zona correspondiente de la cafetera.
  • Mueles 20 gramos de café por 250 ml de agua aproximadamente. Puedes variar la cantidad de café en función de si te gusta un café más cargado o menos cargado.
  • Mueles siempre justo antes de hacer la extracción.
  • Llenas el deposito de agua de la cafetera con un agua de calidad.
  • Enciendes la cafetera si no lo has hecho ya y dejas que extraiga el café.
Evidentemente cuando pongas la cafetera a funcionar previamente debes de haber retirado el agua caliente con la que has precalentado la jarra de café.
 
Importante la gran mayoría de estas cafeteras tienen una placa en contacto con la jarra donde se deposita el café que lo mantiene caliente, no uses esa placa. Sí, es importante no usarla.
 
El café se recalienta si lo dejas mucho tiempo con ella encendida, y ya sabes lo que decían las abuelas, el café recalentado nunca es un buen café.
 
Si quieres mantener el café caliente compra un buen termo, llenalo de agua caliente para evitar choques térmicos, y cuando el café se haya depositado en la jarra, vacias el agua del termo y llenas, el termo, del café recién hecho.
 
De está forma se mantendrá mucho más tiempo caliente y sin recalentarse.
 
La máquina eléctrica que utilices aquí tiene una importancia definitiva, por que se encarga de todo el proceso de extracción, del control de la temperatura del agua, tiempo de paso del agua por el café.
 
Tú sólo podrás elegir un buen café de tostado medio, y molerlo antes de preparar el café en una molienda media.
 
cafetera eléctrica
 
Si quieres más control sobre el café que haces deberías pensar en una cafetera de filtro sin cables.
 

¿Como hacer un café de filtro con cafeteras sin cables?

 
En todas son cafeteras con filtro tu tienes que calentar el agua y regular el proceso de extracción del café.

 

Vas a necesitar, para hacer unos buenos cafés de filtro sin cables, los siguientes elementos:

  • Un recipiente para calentar el agua, generalmente una tetera de cuello de cisne son la más adecuadas para poder dirigir el agua a donde necesitamos que vaya. 

  • Conviene tener una bascula para medir las cantidades de café y agua a utilizar.

  • Agua de Calidad, mineral, manantial, o filtrada para eliminar impurezas.

  • La cafetera Hario V60 - Chemex o similar.

  • Termómetro no imprescindible pero si aconsejable.

  • Un filtro de papel. Cada tipo de cafetera tiene su filtro adecuado y es preferible utilizar los filtros recomendados para el tipo de cafetera que se utilices.

  • Café tostado medio, fresco, y molido en ese mismo instante.

Para 250 ml de agua utilizaremos 17,5 gramos de café de molido medio y con un tostado medio, igualmente.
 

¿Cómo hacemos el café americano de filtro en la chemex o Hario V60?

1º Ponemos el filtro adecuado a la cafetera en la cafetera.
 
2º Calentamos agua y con la misma tetera de cuello de cisne que utilizamos para infusionar, vertemos el agua caliente mojando bien todo el filtro en la cafetera.
 
El agua caliente inicial hará una doble función:
 
  • Elimina residuos de papel de los filtros.
  • Calentará la cafetera y/o la jarra de la cafetera para evitar que el choque térmico con una cafetera fría nos enfríe demasiado el café.
3º Pesamos el café y el agua que vamos a utilizar.
 
4º Molemos el café de tostado medio hasta un grado de molienda media, justo antes de hacer la infusión del café. Preferiblemente con un molino de muelas.
 
5º Desechamos el agua que teníamos en la cafetera.
  • Ponemos el filtro.
  • Añadimos el café molido.
6º Antes hemos tenido que hervir agua de buena calidad que el momento de iniciar la extracción debe de estar a una temperatura entre 90º C a 92º C, si no tienes un termómetro, espera entre 30 - 45 segundos, desde que haya hervido.
 
7º Con nuestra tetera de cuello de cisne, con otro tipo de tetera es difícil verter en forma circular, lo cual es clave para controlar el flujo de agua,  que permita obtener la extracción perfecta cuando infusionamos el café.
 
8º La preinfusión o o hidrólisis que consiste en humectar todas las partículas de café en el filtro. 
El café molido absorbe la humedad y parece como si comenzara a respirar para expandirse. 
La preinfusión dura unos segundos y no queremos que se filtre café, solo mojar ese café que está en el filtro.
Para ello comienza a verter el doble de cantidad de agua que hay de café en tu V60, chemex o similar.
Luego deja que se expanda el café. 
Lo que conseguimos con esto es que después al echar el resto del agua es más sencillo que las partículas suelten esos compuestos agradables que se desean llevar a la taza.
Esta es mi parte favorita porque así puedes ver que lo fresco está el café incluso la calidad del mismo. 
 
8º Esperar entre 30 segundos, comienza a verter el agua caliente en círculos.
El tamaño de la molienda y el flujo del agua inciden en la cantidad de tiempo del vertido del agua sobre el café, por lo general entre 2 y 4 minutos.
 
Como no puede ser de otra forma dependiendo de la cafetera que utilices puede haber pequeñas diferencias.
 
Por ejemplo, la Chemex, tiende a estancar el agua si la molienda no es media, la V60  el café el agua fluye rápido lo cual te permite utilizar una molienda un poco más fina que con otros conos de goteo, si se estanca en esta cafetera claramente te has pasado con el molido.
 
El proceso suele estar acabado en dos a cuatro minutos dependiendo de la molienda del café o del tipo de cafetera utilizada.
En comparación  con el v60, el vertido en el Chemex tiende a ser más lento por factores como el filtro y los espacios de aire que, por el contrario, el V60 no genera. Por lo tanto su extracción suele durar entre 3 y 4 minutos.
 
Lo que habréis obtenido al final del proceso es un perfecto café americano de filtro.
 

 

Pero volvamos a la historia. ¿Qué hicieron los italianos para servir cafés americanos a los soldados estadounidenses?

Quedamos que en que los soldados norteamericanos no estaban demasiado convencidos con los expresos que les servían en Italia, les parecían diminutos y no les recordaban ni por tamaño ni por sabor a los que ellos obtenían en por filtrado en su país. 
 
Ellos querían un café más grande, como en su país, así que la solución de los baristas italianos fue fácil y genial:
 
Una taza de mayores dimensiones y añadir agua caliente al expreso original. Problema resuelto.
Desde ese momento los cafés americanos, al menos, en el sur de Europa incluida España fueron unos cafés expresos largos de agua.
 
Si cuando en un local ves que el camarero cuando pides un café americano va hacia la máquina exprés y ves que te sirve un expreso largo de agua, chapó, es como se debe hacer un café americano con una cafetera expreso.
Una solución brillante para tomar un café más largo y con una intensidad similar a la que se consigue con una cafetera de filtro utilizando una máquina expreso.
 
Está debería ser la forma de hacer un café americano con una cafetera expreso.
 
Pero desgraciadamente se ha extendido una mala practica en las cafeterías del país y no preparan así un café americano cuando alguien pide este tipo de café.
 
Por contra se opta por dejar pasar más tiempo el agua a través del café molido para conseguir una bebida más larga.
 
Error el café estará requemado y con sabores a ceniza, lo cual no es una gran idea para ofreecer un gran café con el que el cliente pueda disfrutar.
 
Por lo tanto si eres profesional de la hostelería te rogamos que consigas el café americano por la forma tradicional de añadir agua caliente al expreso.  
 
Quizá la formula más fácil es añadir el agua caliente a la taza antes de extraer el café, de esta forma te quedará arriba la misma capa de espuma que al obtener un expreso normal, que muchos clientes aprecian.

Os dejo un vido de Barista Kim donde lo explica estupendamente.

 

 
Como el autentico café americano de filtro es una rareza en los bares y cafeterías españolas, tendrás en muchas ocasiones que preparártelo tú en casa si quieres disfrutar de uno.
 
Ojo rareza sí, pero existen establecimientos que lo ofrecen.
 
En cuanto al café americano hecho con cafetera expreso no te queda otra más que pedir en el bar y rogar que te den un café largo de agua, y no requemado y con sabor a ceniza.
 
Espero que hayáis disfrutado del post tanto como yo escribiéndolo.
 
Un buen café americano y una mejor semana.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.
▲ Superior