Café de Finca y otros tipos de café de origen

Café cultivado en finca.

¿Qué es el café de finca?

Quizá hayas estado delante de un paquete de café que indicaba que su contenido es un café de origen, un café de finca, o similar.
 
La primera pregunta que surge es qué es lo que supone realmente que un café sea de finca.
 
Es importante o no que un café sea un café de finca.
 
¿En qué se diferencia  el café de finca de otros tipos de cafés? 
 
No te preocupes a lo largo de este post, quiero explicarte el por qué de esta denominación o quizá sería mejor hablar de denominaciones del café.

Café de Origen , Café de Finca y Café de Hacienda: ¿Qué se quiere decir con esto cuando aparecen en un paquete de café?

Un café de origen  es un café que proviene bien de un solo productor, un único cultivo, una región, o incluso de un país.          
Como veis un termino muy amplio.
 
Ya que un café de origen puede proceder de una hacienda o finca determinada, pero también podemos hablar de un café de origen cuando procede de una zona o región ene concreto, o incluso como de todo un país.
 
Precisamente esa amplitud le quitaba cierto sentido a esta denominación
 
Por lo que muchos productores han ido más allá y hablan de café de finca o el hacienda, que serían cafés que proceden de una hacienda o una finca determinada.
Café de Hacienda

Un paréntesis para hacer una aclaración sobre los términos Hacienda y Finca.

Digamos que la Hacienda en la América española es un latifundio con tierras dedicadas a diferentes cultivos y actividades ganaderas.
 
Procede de las antiguas haciendas típicas de Andalucía que fue exportada como sistema de organización de las actividades ganaderas y agrícolas.
 
Por lo tanto dentro de una hacienda puede haber varias fincas dedicadas al cultivo del café, e incluso a otros cultivos.
 
Con finca nos referimos a un terreno dedicado al cultivo del café que puede pertenecer a una Hacienda o ser propiedad de pequeños propietarios.
 
Es habitual en el caso de los pequeños propietarios que se reúnan en cooperativas para comercializar sus cafés.
Así cuando hablamos de café de Finca sería un café procedente de una finca que por alguna razón tiene características singulares en su café.
Incluso puedes llegar a ver indicado el lotes de un café de una determinada zona de una finca, o una variedad especia de esa finca que da lugar al café, o incluso el café recogido en una determinada época del año
Un concepto muy similar para el café de Finca si conocéis el mundo del vino sería el de "terroir".
Termino francés que podemos traducir por terruño o pago y cuyo uso se ha extendido a otras lenguas para designar a una extensión geográfica bien delimitada y homogénea (no necesariamente correspondiente a alguna división política) que presenta alguna particularidad llamativa en su producción agrícola.
 
Y esto exactamente es lo que es un café de Finca o un café de Hacienda, un café que se cultiva en una extensión bien definida finca o hacienda, que tiene unas características peculiares que conviene conservar.

Como podríamos definir el café de origen:

Es aquel café que proviene de un solo productor, cultivo, región o país.
En la definición aunque no se nombra indirectamente siempre estamos incluyendo e los cafés de Finca o cafés de Hacienda.
 
El problema con el café de origen es que es un concepto que abarca territorio demasiado amplios y en ocasiones dan lugar a cafés no excesivamente homogéneos.
Normalmente se afirma que un café es de alta calidad si proviene de una finca ubicada en un ambiente único, manteniéndoselo en el café los sabores que representan su origen y contiene características de esa área específica en donde el café fue cultivado.
Cuestión que es mucho más difícil que se dé en cafés de origen que procedan de una región y no digamos ya entre cafés de un país.
 
Saco de Arpillera para grano de café

El concepto café de Finca se oponen al termino Café Blend

Sí hoy va de extranjerismos en el idioma.
El blend es literalmente mezcla en Español.
Pero solemos utilizar blend para definir un café que mezcla variedades de café de diferentes procedencias con la única condición de que su tostado sea natural.
 
Una mezcla de café arábica y un robusta, dos arábicas o dos robustas son blend.

¿Por que no solemos hablar de mezcla y utilizamos el termino blend?

Es debido a que el termino mezcla se ha reservado, al menos en España, para los cafés que mezclan café de tostado natural y café torrefacto.
Recordad que el torrefacto es aquel café que en el proceso de tostado se le ha añadido azúcar, hasta un 20% del peso de café.
 
Y que todo sea dicho se ha quemado con esa adicción de azúcar hasta el punto que podemos perder toda esperanza de que un torrefacto sea un buen café.
Por lo tanto a lo que interesa ahora para el post el termino blend quiere decir que se han mezclado cafés de diferentes origenes siempre de tostado natural.
Un café sólo tiene dos opciones si es de tueste natural:
  1. Ser un blend o mezcla con varios tipos de cafés.
  2. Oser un café de origen, incluyendo a los cafés de finca o hacienda en este grupo.

Qué es lo más importante en un café de Finca.

Lo más importante acerca del café de Finca es la trazabilidad, el hecho de saber exactamente de donde proviene el café y de que es un solo tipo de café y no una mezcla.
Hay una creciente popularidad de estos tipos de cafés.
 
Los cafés de finca han empezado a valorarse mucho los últimos años.
 
Porque si algo está claro es que en la actualidad el buen café está empezando a cotizarse como el vino y no es de extrañar ya que contiene el doble de aromas que el vino. 
 
De hecho, un único grano de café puede llegar a desarrollar cientos de aromas distintos en una escala que va desde los cítricos hasta los frutos secos pasando por el caramelo o chocolate.

¿Se trata de forma diferente a los cafés de finca u origen que a los blends en su procesado?

No existen grandes diferencias en el proceso de cultivo y beneficiado del café.
 
Estos tipos de cafés suelen tostarse menos que los blends.
 
Se emplean tuestes bajos o como mucho medios.
 
Y esto se debe a que los tostados bajos mantienen mucho más los matices propios de cada café que interesa resaltar.
Tostando café de origen

La demanda por los Cafés de Origen, sobre todo de los cafés de Finca, genera cambios en los cultivos.

Incluso muchos productores que se han ido pasando al café de origen. 
 
Café que encontrareis muchas veces llamado café de especialidad, y que espero que haya quedado claro que cuando se produce en una finca pasa a ser conocido como café de Finca.
 
Existen productores desarrollando y mejorando la calidad de sus cultivos como una respuesta a la demanda. 
 
Algunos experimentan con la selección de las variedades, el control en cuanto del estado de crecimiento, los periodos de cosecha y sus técnicas, y los procesos de beneficio del café.
 
Todo buscando diferenciarse y obtener mejores precios por su café.
 
Un café de hacienda o finca de calidad está mejor pagado por el mercado y muchos se han pasado a este tipo de producción por que existe demanda.
 

Pero entonces, ¿un café de origen es siempre mejor que un blend?

No tiene por que ser así.
Un buen café de origen será siempre un café de calidad, pero un buen blend puede ser igualmente un café extraordinario.
Tradicionalmente un café de origen o de finca no era un indicador de alta calidad, era usado únicamente para diferenciarlo de un café blend por el tostador. 
 
Decir que un café de finca, hacienda o origen es un buen café por el hecho de serlo es excesivo.
 
Sobre todo cuando hablamos de café de origen ya que es un concepto demasiado amplio.
 
Hablar por ejemplo de un café de origen Tanzania, es decir bien poco.
 
Tanzania tiene un ambiente costero tropical, una cumbre nevada del monte Kilimanjaro, el desierto de Nyiri, el Lago Victoria y el Serengeti. 
 
Las regiones cafetaleras tienen frontera con Rwanda, Burundi, Kenia, Uganda, Mozambique y la República Democrática del Congo. 
Las variaciones en el sabor de su café entre zonas son importantes.
 
Cuando nos fijamos en el origen en esta escala, se tergiversan las increíbles diferencias que se pueden encontrar en el café, se ha convertido en un indicador con el que se pretende destacar la presunta calidad del café. 
 
Y hablamos de Tanzania, pero podríamos hacerlo de Colombia, Kenia o cualquier otro país productor de café.
Quizá tiene más interés el termino café de Finca o café de Hacienda, ya que procede de zonas geográficas muy concretas y que si pueden tener en su café características comunes y específicas.
Y en este sentido encaja mucho mejor con el termino terroir del que hemos hablado y que definiría este tipo de café.
 
Ahora podemos hablar de un café da una variedad específica, una finca específica y de un lote recogido en una época determinada, las posibilidades son infinitas y fascinantes.
 
Granos de diferentes tipos de cafés de una misma hacienda

¿Qué aporta el Café de Origen?

Más que el origen, la finca tiene mayor relevancia ahora de diferenciarse ya que las tiendas de café buscan mostrar algo exclusivo.
 
Además cada vez es más fácil encontrar intermediarios e importadores dispuestos a traer contenedores cargados con pequeñas parcelas de café en lugar de 300 sacos de un solo tipo.
 
Esto ha permitido a los tostadores ofrecer cada vez más cafés con nombres de los productores o nombres similares a los de los vinos.
 
Y esto parece coincidir con el interés de las personas por resaltar el origen de comidas y bebidas en general.

Un par de consideraciones finales.

El Café de Filtro

Un café de finca versus un blend para un filtrado se traduce en aventura versus estabilidad.
Si eres hostelero y quieres que tu cliente encuentres siempre el mismo café entonces los beles son perfectos para ti.
 
Y para aquellos que quieren explorar constantemente el sabor y las posibilidades de los distintos cafés, entonces los cafés de finca podrán brindar una gran variedad de opciones desde lo tradicional hasta lo más extraño. 

El café expreso

El mismo argumento se aplica aquí, si quieres estabilidad apuesta por los blends, si quieres aventura el café de finca es tu opción.
En espresso, las mezclas son normalmente desarrolladas con un propósito especial: balancear los sabores, obtener cuerpo en el café, etc.
 
Cuando se trata de una bebida a base de leche, las mezclas son preferiblemente de un solo origen ya que pueden brindar una base sólida de sabores que se expande al momento de complementarse con la leche.
 
El café de origen además parece que pide su consumo como café solo ya que la gracia de tener en tu taza este tipo de café es descubrir sus especificidades.
 
No parece entonces tener mucho sentido mezclarlo con otro elementos como la leche que va a dificultar este propósito.
El mundo del café es amplio y no tienes por que renunciar a nada, puedes tomar cafés de origen, de finca, o blends.
Lo que no debería de tomar nunca es un mal café
 
Ya sabes que la vida es corta para cometer ese error.
 
Un saludo y que disfrutes de tu café.


Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Director del Proyecto : Federico Asorey Consultoría e-Commerce
© Copyright 2020